Rebelion. Un chico de – Higinio Polo

En la madrugada del sábado 12 de enero falleció en Barcelona Quico Espresate, después de una enfermedad que no pudo superar.

Francesc Espresate Xirau, Quico, como lo conocían todas sus amistades, fue un niño de la guerra. Nacido accidentalmente en el Pirineo aragonés, en 1932, en Canfranc, debido a la profesión de su padre, vivió su infancia en el Portbou de los años de la Segunda República española. Los días amargos de la derrota republicana forzarán al exilio de su familia, y, siendo un niño aún, conocerá los campos de reclusión franceses en la Bretaña, los bombardeos de la aviación norteamericana y británica durante la Segunda Guerra Mundial, y, después, la llegada al México del general Lázaro Cárdenas, uno de los países que mayor solidaridad mostró con los centenares de miles de españoles del exilio republicano. Arriba a México en 1945, con trece años, junto con sus hermanos, y se reencuentra con sus padres, que estaban exiliados allí. Con ellos, llegaron también muchos otros, como quienes serían sus camaradas de militancia política y de distintas iniciativas culturales.

vía Rebelion. Un chico de Portbou.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.